American Horror Story Recap (4.05): “Pink Cupcakes”

El terror más grande que me ha infundido American Horror Story desde su primera temporada es saber que el episodio siguiente puede no siempre ser tan bueno como el anterior, y creo que es un miedo con el que viviré el resto del año y el inicio del que sigue.

Después de la brutalidad de Edward Mordrake Pt. 2 era muy difícil que Freakshow lograra mantener el ritmo. Sin embargo, Pink Cupcakes cumple con llenar todas las necesidades que un buen fan de American Horror Story tiene.

El episodio inicia de una forma muy extraña y confusa pues encontramos a Maggie y a Stanley disfrutando de un cocktail en honor a sus aportaciones al museo de rarezas humanas. Aunque ninguno de los dos es reconocido por la directora del museo, al ver lo que se esconde en los tanques llenos de formol descubrimos que sí es obra de ellos, pues se encuentra nada más y nada menos que Paul destazado, y lo más aterrador es que a su lado se encuentra otro tanque cubierto por una manta negra.

La escena corta y vemos a Stanley y Maggie en un cuarto de hotel discutiendo sobre cómo continuar con su plan para secuestrar y matar freaks. Maggie es quien nos despierta de la terrible fantasía confirmando que en efecto no es más que una alucinación, no se encuentra muy contenta con la idea de tener que matar a alguien y mucho menos con la de seguir conviviendo con los freaks. Stanley, al final, logra convencerla con todo y que ella pidió un considerable aumento de su paga por su aportación al secuestro.

Posteriormente, vemos a Stanley intentando seducir a Elsa para que aparezca en televisión, ella se niega rotundamente pues la televisión le parece algo básico y vulgar comparado con la “pantalla plateada”.

Por su parte, Maggie intercepta a Jimmy para leerle el futuro. Aunque en el inicio pensaba que esto sería una táctica para continuar con su plan, Esmeralda no hace más que decirle cosas buenas a Jimmy y prácticamente advertirle sobre el peligro que corre pues le aconseja huir del Freak Show lo más pronto posible.

Jimmy toma esto por el lado incorrecto pues intenta besar a Maggie, ella se niega inmediatamente lo cual hace enojar al chico de las manos de langosta. Los sentimientos de Jimmy tienen que esperar pues Dell Toledo ha desaparecido y no hay nadie que abra el acto, así que Jimmy tendrá que suplirlo.

Cuando Jimmy va a buscarlo a su vagón, encuentra solamente a Desiree borracha y triste, quien tampoco tiene idea de donde se encuentra su marido. Después de una emocional plática entre Jimmy y Desiree, Darling, con los sentimientos a flor de piel por el reciente rechazo de Esmeralda, intenta ahora besar a la mujer de su propio padre.

Al principio esta lo rechaza, sin embargo, el alcohol y la tristeza la hacen acceder. Las manos de Jimmy terminan por arruinar el erótico momento, ya que Desiree comienza a sangrar y a sufrir un dolor terrible.

La siempre noble Ethel es quien lleva a Desiree con el doctor y deja a Jimmy encargado del show. Posteriormente, en un momento desgarrador, vemos como Elsa, poco a poco, observa su apasionado y querido acto deshacerse, pues los asistentes no la escuchan ni le ponen atención y cuando por fin lo hacen comienzan a reírse de su actuación y a lanzarle todo lo que tienen a la mano. Su terrible confrontación con la realidad la hace aceptar la oferta de Stanley para aparecer (supuestamente) en televisión.

Desiree y Ethel han llegado con el doctor que fue tan amable en un principio con Ethel. Ahí Desiree descubre por la revisión médica que es una mujer completa con un clítoris muy grande y un tercer seno, no mitad hombre y mitad mujer, como ella creía. Además de esto, el doctor le informa que el sangrado que tuvo no fue un desgarre, sino un aborto.

En casa de los Mott las cosas no están menos intensas. Gloria descubre el cadáver de Dora e inmediatamente se altera, Dandy se hace el tonto y le dice que alguien entro a su hogar y mató a Dora. Sin embargo, nadie conoce mejor a un hijo que la misma madre, así que inmediatamente intuye quien fue el causante de tal desgracia.

En lugar de tomar acciones para detener a su hijo, Gloria se esfuerza en, literalmente, enterrar los errores de su hijo, así que manda crear una nueva y muy profunda sección en su jardín, donde sabemos obviamente descansará para siempre Dora, quien según Dandy “Se descompondrá y posteriormente renacerá en bellas flores, por lo que no habrá muerto en vano”.

Mientras de fondo suenan las guitarras funk de Fame de David Bowie, Elsa se arregla en sus mejores galas con ayuda de Ma Petite. “Tengo que ser perfecta, tengo que ser una fantasía”, le dice a su ayudante mientras esta le pinta las uñas.

Desgraciadamente al salir para unirse a Stanley se da cuenta de que este ya tenía otra invitada en mente, pues de lejos observa las dos cabezas de las siamesas alejarse en el coche del hombre que ella cree la llevaría a los estudios de televisión.

La fantasía se une de nuevo a la realidad y vemos a Stanley en el mórbido museo contemplar un estante con las cabezas de Bette y Dot flotando en formol, mientras habla con la dueña del museo. Posteriormente lo vemos en un picnic compartiendo con Bette y Dot, un par de cupcakes rosas que están envenenados.

Bette lo muerde con emoción e inmediatamente surge efecto en ella, después las vemos recostadas en una perturbadora escena que muestra a Dot llorando por su eterna compañera que al parecer ya ha muerto pues su cara se encuentra en aparente descomposición, Stanley corre para ahogar a la siamesa restante.

Un corte inmediato nos demuestra que una vez más, nos enfrentamos a las perturbadoras visiones de Stanley, pues Bette y Dot no aceptan los pastelillos ya que tienen que cuidar su figura si quieren salir en televisión.

Posteriormente, una sensual y oscura secuencia que es un obvio homenaje a Patrick Bateman (American Psycho), nos muestra a Dandy ejercitándose mientras recita un monólogo en su cabeza, en el que reconoce su belleza y se acepta como una máquina asesina, que según él mismo no usará el clásico traje de su amigo payaso, pues “él no es ningún payaso, él es perfección”.

Dandy se viste en sus mejores galas y busca a su próxima víctima en un bar gay. Al entrar suena Slave to love de Bryan Ferry de fondo y mientras la mirada de Dandy recorre el lugar descubrimos a DELL TOLEDO sirviéndole tragos al siempre carismático y hermoso Matt Bomer (que en esta ocasión interpreta a un prostituto de nombre Andy).

Es entonces cuando descubrimos que efecticamente la barba de Ethel y el supuesto pene de Desiree no eran meras coincidencias, ya que Dell Toledo es un gay de closet que necesita demostrar su virilidad atacando a los demás. La discusión con Andy revela que el hombre más fuerte del mundo está más confundido de lo que parece, pues no quiere salirse del Freak Show por su esposa pero por otro lado no soporta que Andy continue trabajando de prosituto.

Un clásico ataque de furia lo pone en la mira de todo el bar, sin embargo, repentinamente es él quien decide salirse pues no soporta que su “novio” siga vendiéndose. Para su desgracia justo en cuanto se desaparece llega Dandy Mott, con todo su dinero y locura listos para ser derrochados.

Elsa, al regreso de las siamesas, las visita y amablemente les promete que al día siguiente ella las ayudará a convertirse en los personajes de televisión perfectos. En su telepatía Bette se alegra por esto, sin embargo, Dot siempre más lista, sabe que no se puede tratar de nada bueno.

En otro de los vagones por fin aparece Dell Toledo lo cual no tiene muy contenta a Desiree. Ella le reclama y le explica todo lo ocurrido anteriormente además de echarle en cara toda la verdad sobre Jimmy y Ethel, pues al parecer antes de que Desiree decidiera tener un hijo con Toledo, Ethel prefirió explicarle la clase de hombre con la que estaba lidiando.

Desiree le asegura que él es el freak no ella y que está más segura que nunca de hacer una vida por su cuenta, empezando por cambiarse a vivir al vagón de Ethel (un detalle que me encanta pues sabemos que en Coven ambas fueron enemigas en la vida y en la muerte).

Por 100 dólares, Andy acepta seguir a Dandy (lol con el parecido de los nombres) a la antigua guarida de Twisty. La tensión con la que se genera esta escena es maravillosa, Andy quiere ir directo al grano, pero Dandy, como el ser humano enfermo que es, pide mejor que se volteen de espaldas y se quiten la ropa para después ver a donde los lleva esto. Los dos quedan en calzoncillos blancos pero al voltearse Andy, descubre a Mott usando el horrible antifaz de Twisty con un cuchillo en la mano.

Sin piedad comienza a apuñalarlo varias veces, obviamente al no ser un asesino perfecto, Andy no muere al primer intento así que lo vuelve a apuñalar. Después, mientras lo destaza para deshacer su cuerpo en ácido, Andy despierta una vez más, “¿Porqué no te mueres? Me haces sentir mal” grita Dandy con su clásica voz de niño mimado, solo para continuar despedazando a su víctima.

Al amanecer en la mansión de los Mott, Gloria recibe una llamada de Regina (GABOUREY, YOU GO GURRL) la hija de Dora. Gloria, aterrada por lo que está sucediendo con su hijo, comienza a hacerle preguntas a Regina sobre la infancia de su hijo y la opinión de ella como madre, Regina se siente incomoda y prefiere colgar inmediatamente.

Por otro lado, Dell Toledo en su clásicos ataques de ira por mostrar su virilidad, visita al amable doctor de Ethel y Desiree. Toledo definitivamente no quiere que su mujer se haga ninguna operación pues como ella misma dijo, él terminaría siendo el Freak y no ella. Así que para evitar esto, Toledo le destroza los dedos al pobre doctor con la amenaza de volver a atacarlo si llama a la policía o hacer algo por el estilo.

Finalmente, vemos a Elsa manejando con Bette y Dot en la parte de trasera. Poco a poco se comienzan a alejar de Jupiter, las siamesas y la audiencia sabe que algo malo está a punto de ocurrir. Y, efectivamente, Elsa en su excesiva necesidad de reflectores, decidió secuestrar a las chicas y llevarlas al hogar de los Mott, quienes como recordaremos, en un principio estaban dispuestos a pagar lo que fuera por ellas.

Highlights del episodio:

  • La manera en que las fantasías de Stanley se combinaban con la realidad fueron demasiado confusas pero a la vez efectivas, se me fue la sangre a los pies cuando vi las cabezas de Bette y Dot flotando en formol.
  • El desastre en la presentación de Elsa definitivamente te rompe el corazón.
  • Todas las escenas en las que aparece Desiree nos demuestra lo diferente que su personaje de Marie Laveau y lo maravillosa actriz que es Angela Basett.
  • La manera en que se descubre a Toledo como un homosexual reprimido, toda la escena del bar gay fue maravillosa.
  • El tributo a Patrick Bateman por parte de Dandy.
  • Hola Matt Bomer, adiós Matt Bomer, el asesinato de su personaje es una de las cosas más crudas, oscuras y perversas que AHS ha hecho en la historia.

Mejores frases:

  • Dandy: Oh no! Someone has broken into our house and murdered Dora!
  • Regina: I’m feeling really uncomfortable, so I’m going to go now. (Lo que todos quisiéramos decir con las series de Ryan Murphy)
  • Dandy: I am perfection, I am greatness, I am the future, and the future starts tonight.
  • Gloria (mientras ordena a sus sirvientes cavar un hoyo extremadamente profundo): Please, do not question me.
  • Elsa: I would rather be boiled in oil than be on television.
  • Maggie: Your future is bright. I’m just not in it.
  • Dandy: Why are you still alive? You’re making me feel bad.

 

Texto por @SantiagoMejia__

Anuncios

Throw a pie

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s