Lo mejor y lo peor del 2015

El 2015 está a punto de terminar y en Cereal Killers decidimos hacer un recuento de los momentos de nuestras series favoritas que nos encantaron y lo que preferiríamos olvidar de este año.

Valenthyna:

Lo mejor

  • Silicon Valley: “Two Days of the Condor”

Lo mejor: "Two days of the condor" (Silicon Valley)

Sin duda es difícil elegir nuestro episodio favorito de Silicon Valley, pero la perfecta combinación de estrés por saber si Thomas podrá o no salvar a Pied Piper, el nervio de seguir la transmisión en vivo del hombre que fue a rescatar el huevo de cóndor y los siempre memorables momentos de Erlich, lograron que “Two Days of the Condor”, el cierre de la segunda temporada, se colara en nuestro top del 2015.

  • Mr. Robot: “eps1.7_wh1ter0se.m4v”

Lo mejor: "eps1.7_wh1ter0se.m4v" (Mr. Robot)

Mr. Robot fue una de las series que más nos sorprendió y nos tuvo enganchados de principio a fin en 2015. Después de seis episodios, es aquí cuando todo comienza a tomar forma y después de seguir de cerca la paranoia de Elliot e intrigarnos por los motivos reales detrás de Mr. Robot y White Rose, la verdadera identidad de estos finalmente sale a la luz.

  • Parks and Recreation: “Leslie and Ron”

Lo mejor: "Leslie and Ron" (Parks and Recreation)

Obviamente teníamos que incluir la última temporada de esta queridísima serie en nuestro listado. A pesar de que One Last Ride 1 y 2 le dieron su cierre perfecto, con “Leslie and Ron” redescubrimos la amistad entre estos dos personajes. Toda la séptima temporada – 10 años en el futuro – se desarrolló basándose en las constantes peleas entre estos dos personajes y aquí, finalmente, tras un encierro obligatorio por parte de sus amigos, la razón de esta lucha sale a la luz y ambos terminan siendo tan ridículos y unidos como siempre lo fueron. Highlight especial para el momento en que Leslie le revela a Ron que la mina que siempre tuvo sobre su escritorio nunca fue real.

  • BoJack Horseman: “Escape from L.A.”

Lo mejor: "Escape to L.A." (BoJack Horseman)

¿Qué podemos decir? BoJack en su máxima expresión. Humor negro, lecciones de vida (sobre lo que no se debe hacer) y auto sabotaje al por mayor. Con “Escape to L.A.”, BoJack descubre que, por más que lo intente, no puede huir de su triste realidad y termina saboteándose una vez más, a él y a una de las pocas amigas que le quedan.

  • Better Call Saul: “Five-O”

Mike, siempre tan misterioso y silencioso pero alerta cuando las circunstancias – y su trabajo- lo requieren, finalmente revela el suceso que marcó su vida y su pasado: se siente responsable de la muerte de su hijo a mano de dos de sus compañeros policías (a los cuales por supuesto se encargó luego de asesinar) y se culpa por haberlo llevado hacia “el camino del mal”. “You know what happened. The question is, can you live with it?

Lo peor

  • The Walking Dead: “Heads Up”

Lo peor: "Heads up" (The Walking Dead)

Perdónenme, fanáticos. Debo aceptar que desde el momento en que Glenn cayó entre la turba de caminantes hambrientos, deseé con todas mis fuerzas que éste no fuera el final de este personaje. Sin embargo, toda la situación (los caminantes, Nicholas, el basurero, la cerca) dejaba pocas posibilidades de que Glenn saliera bien librado. Por desgracia, los creadores decidieron aplicar una “Jon Snow” y salvarlo después de un par de semanas de dejarnos con el Jesús en la boca, de la manera más ridícula que pudieron haberlo hecho, pronosticada desde días atrás por los fans.

  • True Detective: “Omega Station”

Toda la serie fue una gran decepción y el cierre no podía ser la excepción. 90 minutos de drama mal logrado, escenas de acción exageradas, escapes a Venezuela, alucinaciones antes de morir y una tristísima persecución que culmina en un mensaje paternal fallido, le dieron a Omega Station mi premio a lo peorcito del año.

Lo peor: Fear the walking dead

Otra de las grandes decepciones del año. Todos esperábamos con ansias descubrir el origen del virus que convirtió a todos en caminantes potenciales y lo que obtuvimos fueron seis episodios donde conocimos personajes aburridísimos que nunca lograron desarrollarse, pocos caminantes, poca acción, muchas preguntas y ninguna respuesta. Ojalá la segunda temporada logre redimirse y darnos un poco de lo que tanto anhelamos: Respuestas sobre el origen de the walking dead.

Santiago:

Lo mejor

  • Hannibal: “Digestivo”

Digestivo, el séptimo episodio de la tristemente cancelada Hannibal, sirvió como midseason finale y a su vez como el preámbulo de lo que sería la cardíaca conclusión que ya todos conocemos. En este capítulo, Bryan Fuller explota al máximo los elementos por los que la serie se dio a respetar, creando imágenes brutales dignas de una película de David Cronenberg (pasará mucho tiempo antes de que pueda quitarme de la cabeza al cerdo pariendo un bebé humano), llevando el drama Hannibal-Will a una primer culminación y tomando elementos de los libros que no se habían adaptado en versiones anteriores, específicamente la muerte de Mason, quien en la versión de Ridley Scott moría siendo lanzado por Cordell a los cerdos y en esta ocasión es asfixiado por la anguila que guardaba como mascota.

  • Looking: “Looking for Sanctuary”

Más allá de retratar de una forma natural y divertida lo que significa ser gay en San Francisco, Looking se caracterizó por hacer una interesante exploración sobre las relaciones humanas. El capítulo nueve de la segunda temporada nos adentra en la complejidad del tema retomando la presencia de la mamá de Patrick (una excelente Julia Duffy), quien reaparece para dar su consentimiento en la relación de su hijo con Kevin, tratar de hacer que Patrick se reconcilie con su hermana y confesarle a ambos que planea dejar a su padre por un doctor. Esta confesión caerá como balde de agua fría a los hermanos, quienes por muy diferentes que parezcan coinciden en su necesidad de encontrar una pareja que los acompañe por el resto de sus vidas, por lo que saber que su madre está a punto de destruir su matrimonio definitivamente los hará poner en perspectiva las concepciones sobre moral y amor que tenían hasta la fecha.

  • Flesh and Bone: “Scorched Earth”

Toda buena serie o película sobre ballet tiene que terminar con un número impresionante y defintivamente Flesh and Bone de Moyra Walley Beckett no decepcionó. Además de la maravillosa presentación liderada por la protagonista Claire Robbins, el cierre de la serie significó una aplastante liberación emocional para Claire, quien después de a travesar por toda clase de abusos psicológicos y de poder, al final logra obtener autonomía sobre su cuerpo y talento, la cual es representada de una forma magnifica en la escena final, cuando mirándose fríamente frente al espejo se niega a entregar el placer de su triunfo al insoportable jefe Paul Grayson.

  • Jessica Jones: “AKA The Sandwich Saved Me”

Una queja en común que ha tenido la crítica respecto a las producciones Marvel ha sido la constante producción de villanos intranscendentes, error que parecen haber redimido con Jessica Jones. En el episodio cinco de esta entrega, se muestran las capacidades de la retorcida mente de Killgrave, quien en un perturbador intento por recuperar a Jessica, logra obtener de nuevo la casa donde vivía Jones de pequeña con el objetivo de montar todo un espectáculo con el que intenta demostrarle que nacieron el uno para el otro. El resultado es un fascinante juego de manipulación entre ambos que llevará a Jessica Jones a cuestionarse sobre su relación con Killgrave, preguntándose incluso si será posible utilizar los poderes de este para hacer el bien.

  • Bates Motel: “Norma Louise”

A pesar de que la serie ha estado batallando mucho por encontrar el nuevo toque que le quiere dar a esta reconocida historia de horror, sí ha conseguido desarrollar algunos momentos bastante memorables, sobre todo gracias a las actuaciones de Vera Farmiga y Freddie Highmore. En Norma Louise, la repentina huida de Norma de su casa lleva a Norman a un punto de quiebre tan fuerte que su psicosis se dispara brutalmente, entregándonos por primera vez la imagen de Norman Bates actuando como su madre, un momento crucial para el desarrollo de la mitología de la obra original.

Lo peor

  • American Horror Story Hotel: “She Gets Revenge”

Si algo ha demostrado Ryan Murphy con sus series es que siempre tiene nuevos trucos para decepcionar a sus seguidores. Aunque esta temporada no es un desastre tan enorme como Freak Show, continúa desperdiciando personajes y ofreciendo momentos más ridículos que memorables. El midseason finale aunque a momentos fue emocionante, estuvo repleto de situaciones que alteraron el tono de la serie. El vídeo “suicida” de Iris y Matt Bomer bailando Hotline Bling destruyeron por completo la atmósfera que de alguna manera había logrado crear Hotel.

Hace bastante tiempo que los hermanos Wachowski no producen algo a la altura de sus más grandes éxitos y aunque su unión con Netflix pintaba para un triunfal regreso, desgraciadamente no fue el caso. Para el episodio siete, Sense 8 ya nos había explicado a detalle cómo estos ocho seres alrededor del mundo se conectaban compartiendo habilidades, placeres y hasta dolores, no obstante la serie decide ofrecer una larga secuencia de una orgía entre los integrantes del grupo que aunque bien ejecutada, se siente como sexo gratuito al no tener un propósito que vaya más allá de explotar la sexualidad de los protagonistas, lo que impide que la trama avance hacia territorios mucho más interesantes que a los que llegó al final.

  • True Detective: Segunda temporada

La segunda temporada de True Detective falló en cumplir con las expectativas que alzó la primer entrega. Nic Pizzolatto en lugar de tomar elementos de su primer creación para explotarlos al máximo, decidió “reinventarse” diseñando una serie complicada y aburrida, algo que queda demostrado desde el primer episodio, donde se nos presenta a una serie de personajes tan insoportables como la trama misma.

  • Scream Queens: “Black Friday”

Lo único que me impedía dejar de ver esta serie es que desde un principio sabía que se trataba de una parodia al género del Slasher. Sin embargo, incluso para los estándares de las parodias, hubo momentos en los que llegó demasiado lejos. Particularmente el episodio que me pareció más over the top y ridículo fue Black Friday. El ritual de Chanel para ir de comprar en Black Friday y sus intentos de asesinar a Dean Munsh, rayaron en un absurdo que más que risa dio pena ajena.

Polea:

Lo mejor

  • Pretty Little Liars: “Game Over, Charles”

ali-and-cece-e1440520396980

A pesar de que mucha gente estuvo inconforme con la gran revelación de A, es muy importante que reconozcamos el gran valor que tuvieron Marlene y compañía al tomar una decisión como la que tomaron. De por si lidiar con una storyline de una persona transgénero nunca es fácil (pregúntenle a Coach Beiste), hacerlo de una manera tan elaborada como lo hizo PLL es tres veces más difícil. Claramente hay muchos plot holes en la historia, tantos, que si buscas plot hole en Google te sale como sugerencia Pretty Little Liars (real, inténtenlo), pero yo sí aplaudo el que se hayan atrevido a hacer algo tan arriesgado y es por eso que lo clasifico como uno de los mejores momentos de las series.

  • Game of Thrones: “Hardhome”

Jon Snow vs una horda de White Walkers furiosos, no necesito decir más.

  • How to Get Away with Murder: “What Did We Do?”

Esta serie de Shonda Rhimes es como un salvavidas que llegó para rescatarnos de todas las malas storylines e inconsistencias de Grey’s y Scandal, sólo que, en lugar de salvarte hace que te llenes de ansiedad y estrés. Esta temporada, y este episodio en específico, fue una situación estresante tras otra, todas consecuencia de las malas decisiones que tomó Annalise durante los capítulos. Oliver desaparecido, Asher atropellando a Sinclair, todos perdiendo la cabeza y Annalise a punto de morir a manos de Wes… demasiado para nuestros frágiles corazones, lo único que queremos es que ya regrese para saber qué pasará ahora.

  • Transparent: “Man on the Land”

El año pasado, Jill Soloway y Amazon sorprendieron al mundo con la serie Transparent, una comedia dramática como ninguna otra que hayamos visto. En este 2015 Transparent regresó más fuerte que nunca para su segunda temporada, haciendo quedar en ridículo a todas las demás series. En este episodio, el penúltimo de la temporada, Maura se enfrenta al problema de discriminación dentro de la misma comunidad LGBT, Sarah explota sus deseos más oscuros y Ali logra una reconexión con sus antepasados. Todo esto entrelazado con increíbles flashbacks e importantes cameos que incluyen, entre otros, a Sia (con su cara real) y a la misma Soloway. Simplemente uno de los mejores episodios del año, de una de las mejores series de los últimos 5 años.

Por supuesto, no podía dejar pasar el momento para recordar el día más feliz de nuestras vidas y las de Brittana. La boda de Brittany y Santana no fue espectacular, no fue increíblemente romántica, no es la primera (ni la última) boda lésbica de la televisión, pero lo que hace importante esta boda es que se logró gracias al fandom. La historia de amor entre estas dos adolescentes surgió a partir de un simple comentario que hace Brittany en la primera temporada, las cosas pudieron quedar en eso, pero los fans lo llevaron más allá, exigiendo una storyline que culminó con la boda de esta pareja. Viva el poder de los Gleeks!

Lo peor

  • Pretty Little Liars: “Game Over, Charles”

Todos los puntos positivos que obtuvo PLL con la revelación de A, los perdió al resolver otro de los grandes misterios de la serie. La identidad de Red Coat y Black Widow, dos personajes misteriosos que vimos en distintos episodios y momentos de la historia, resultó ser una burla para los fans, pues debajo de esos disfraces estaba a Sara F***ing Harvey. Así es, la misma Sara Harvey de la cual sabemos muy pocas cosas y que en unos cuantos episodios logró que la odiáramos y que no quisiéramos saber más de ella. Una situación aún más decepcionante que cuando Ezra “estaba escribiendo un libro”.

  • Lost Girl: “Rise”

Lost Girl siempre se caracterizó por ser una serie que iba más allá; más allá del sci-fi, más allá de la mitología, más allá de un simple “triángulo amoroso” y esto fue lo que nos hizo enamorarnos de la trama y, sobre todo, de los personajes. Pero desde que empezaron a meter los daddy issues de Bo, todo se vino para abajo, hasta que culminó con un final sumamente decepcionante en el que, después de todo el desmadre causado por Hades, sólo fue necesario un poco de amor fraternal para derrotarlo. Muertes innecesarias que nunca perdonaremos (RIP Tamsin), una violación, un parto, parejas incongruentes… en definitiva, esta temporada final no es cómo queremos recordar a nuestra amada succubus y compañía.

  • Once Upon a Time: Quinta temporada

Los que somos fans de Once Upon a Time, sabemos que esta serie nunca ha sido la más coherente en sus storylines, pero en esta quinta temporada las cosas se volvieron simplemente ridículas. Edward Kitsis y compañía no desaprovecharon la oportunidad de explotar el “lado oscuro” de Emma Swan. La “salvadora” en uno de sus actos de valentía, salva a Regina su familia y termina convertida en el Dark One. Hasta aquí estamos ok con la historia, pero todo se viene abajo cuando vemos a Emma con su nuevo look de “Dark Swan”… ese cabello, ese maldito cabello decolorado con talco. Adicional a esto, para los primeros capítulos de la temporada, los escritores repitieron la metodología de la que ya estamos cansados “desmadre – memoria borrada – flashbacks – traición – memoria recuperada – traición – más desmadre”. Y para terminar de arruinar todo, decidieron que un Dark One no era suficiente, rompiendo con toda la leyenda de este ente oscuro y maligno que controla la magia negra.

  • Glee: Sexta temporada

Oh Glee, ¿en qué momento del camino te perdimos? No había visto una temporada final tan mala desde que Jenny Schecter cavó su propia tumba en los últimos episodios de TLW. Haciendo a un lado el capítulo de la boda, las historias desarrolladas en la última temporada no tienen sentido alguno, menos del que normalmente tenían y eso ya es mucho decir. Los personajes principales terminaron de perder completamente su esencia y nos introdujeron a nuevos que nunca llegaron a importarnos. Si hacemos una comparación entre las tres primeras y las tres últimas temporadas, estamos hablando de dos series completamente diferentes, una más ridícula que otra. A pesar de esto, Glee siempre vivirá en nuestros corazones y recordaremos a estos personajes y performances con amor.

  • Grey’s Anatomy: “How to Save a Life”

Ningún momento en la historia de las series será peor que la muerte de Derek “McDreamy” Shepherd. ¿Por qué se fue? ¿Por qué murió? Porque Shonda nos odia a todos y quiere vernos sufrir. Le perdonamos a Denny, a George, a Henry, a Lexie, a Mark pero esto ya sobrepasa la línea de lo que es correcto y lo que no.

Mención honorífica

  • Unbreakable Kimmy Schmidt: “Kimmy Goes to School!”

No podíamos dejar a un lado a una de las series nuevas más divertidas del 2015, que nos regaló a un personaje ya memorable: Tituss Burgess y su Peeno Noir.

 

Compartan con nosotros cuáles fueron sus mejores/peores momentos del 2015 en los comentarios de abajo.

Throw a pie

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s