Fines de Netflix: Bandas (y ex-novias) musicales y mucha comida.

el

Este fin de semana les traemos mucha música y comida para que disfruten su Netflix time sin perder tiempo eligiendo programación.

1. Crazy Ex-Girlfriend

  • Género: Comedia/Musical
  • Mood:  Necesito distraerme, olvidarme del estrés y reírme de las tonterías de la vida un rato.
  • Tiempo: 18 episodios de la primer temporada, 13 episodios de la segunda, de aproximadamente 40 y tantos minutos cada uno. 
  • ¿Por qué verlo?  Esta serie, creada y protagonizada por Rachel Bloom (quien ganó un Golden Globe por este papel) cuenta la historia de Rebecca Bunch, una exitosa abogada de NY quien cansada de su aburrida vida decide mudarse a West Covina California, donde “coincidentemente” vive su ex novio. La obsesión de Rebecca con Josh Chan y todas las situaciones que se desarrollan alrededor de esto, se combinan con canciones ridículas (muchas de ellas escritas por la misma Rachel) que hablan sobre las cosas más banales de la vida como period sex, tomar malas decisiones y arreglarte  para una cita. 

2. Frank

  • Género: Comedia alternativa (ahvedá)
  • Mood: Estoy deprimido porque no fui a SWSW, pero eso no me quitó las ganas de seguir escuchando a bandas excéntricas independientes alternativas. 
  • Tiempo: 1 hora, 35 minutos. 
  • ¿Por qué verlo?  Frank es una crítica a la escena musical indie. A todas aquellas bandas que juegan descubriendo nuevos sonidos y propuestas y a sus integrantes que rayan en la excentricidad. ¿Y qué más excéntrico que un vocalista con trastornos mentales que insiste en utilizar 24/7 una cabeza de papel maché? Es imposible que Frank no te recuerde ligeramente a Arcade Fire o a cualquier banda similar cuyo goal es presentarse en SXSW.  Además, ¿ya les dijimos que Michael Fassbender y Maggie Gyllenhaal protagonizan?  

3. Chef’s Table

  • Género:  Documental
  • Mood: Tengo tiempo libre y soy súper foodie.
  • Tiempo: Tres temporadas de 8 episodios, de aproximadamente 50 min cada uno.
  • ¿Por qué verlo? Esta serie original de Netflix, te muestra el trabajo de diferentes chefs alrededor del mundo. Italia, México, Argentina, Rusia, Nueva Zelanda y, por supuesto, Estados Unidos, son algunos de los países representados en este festín culinario que es Chef’s Table. Resulta bastante interesante ver cómo cada chef tiene su propio estilo, cómo lo fue adquiriendo y cómo lo aplica en sus platillos. Quizá la única parte decepcionante de esta serie documental, es que te va a provocar mucha hambre y tienes que conformarte con unas quesadillas, pues es muy poco probable que algún día puedas probar los platillos de estos “artistas”.
Anuncios

Throw a pie

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s